Nueva York Podría Prohibir Cocinas de Gas en Ciertos Edificios

Nueva York podría prohibir el uso de cocinas de gas natural en ciertos edificios bajo una propuesta del gobierno estatal.

La legislación, impulsada por la gobernadora del estado, Kathy Hochul, es parte del acuerdo presupuestario que esta lleva adelante y que incluye medidas como la reducción de gas natural en edificios de nueva construcción.

Así, a partir de 2025 las instalaciones que utilizan gas natural (como son las cocinas y los equipos de calefacción) no deberán colocarse en edificios recién construidos.

La norma es similar a otra aprobada en 2021 en la Ciudad de Nueva York (NYC), que prohíbe las tomas de gas natural para cocinas en edificios de siete pisos o menos que sean construidos a partir de 2023.

Quedarían exentos de la ley los edificios ya construidos, aquellos que necesitan más de una fuente de energía para emergencias (como los hospitales e instalaciones científicas) y los edificios de más de siete pisos en NYC hasta 2027.

Aún sin redactar completamente, la medida no establece con claridad cómo se actuará en los vecindarios donde la red eléctrica no es lo suficientemente poderosa, un aspecto que la oficina de Hochul espera solucionar antes de 2025.

Al momento de ser aprobada, la legislación de hace dos años convirtió a NYC en la mayor ciudad de Estados Unidos con una ley de ese tipo, y con la actual propuesta de Hochul el estado sería el primero de todo el país en aprobar la medida de manera extendida.

Según la gobernadora, el plan entra en la sección del presupuesto dirigida a reducir las facturas de gas de los residentes del estado, que contempla además de los edificios de cero emisiones, unos $400 millones en alivios por energía.

👉  Walmart Anuncia Despidos en Almacenes de Estados Unidos

Hochul ha señalado en varias ocasiones su interés en reducir la dependencia del estado a los combustibles fósiles y el anuncio ha recibido críticas positivas por sus partidarios, aunque estos mostraron preocupación sobre las maneras en las que la legislación podría ser burlada.

En tal sentido, la oficina de la gobernadora aclaró que “la nueva ley no tendrá lagunas legales para disminuir su efecto ni los condados tendrán opciones para evadirla”. 

La legislatura votará por el acuerdo en mayo y se espera que la ley pase pese a que la parte republicana no se ha mostrado del todo a favor de aprobarla.

Adversarios políticos de Hochul, como la representante Lee Zeldin, han remarcado que la medida afecta innecesariamente a ciertos consumidores y a las compañías proveedoras de gas natural.

Graduada en Periodismo, especializada en temas de actualidad de Estados Unidos

Deja un comentario

0 Compartir
Twittear
Compartir
WhatsApp
Pin
Telegram